Lollapalooza: Crónica día 2

Con The Strokes, The Weekend y Duran Duran, el Lollapalooza cerró en gran nivel

Otra vez con localidades agotadas, cien mil personas disfrutaron del festival multigénero.

Por Camila Valero.

[Publicado en Clarín, el 1/4/2017]

La música argentina destacó su presencia en la grilla del día 2 del Lollapalooza. En su cuarta edición, el festival demostró no solo traer a los renombrados artistas extranjeros y a las promesas internacionales, si no también otorgarle un lugar a los sonidos locales para generar una fusión de espíritu mundial. Como el viernes, ayer hubo cien mil personas y el predio del Hipódromo de San Isidro tuvo localidades agotadas.

Durante las primeras horas de la tarde, el line up fue casi completamente argentino. Usted Señalemelo y Un Planeta fueron los encargados de abrir la jornada y darle la bienvenida a los primeros llegados. Para no cortar la onda musical, Bándalos Chinos debutó el Main Stage 1 apenas finalizado los actos iniciales y demostró estar a la altura de las circunstancias en su ascendente y corta carrera. Bestia Bebé, ya consagrados, se lucieron en el escenario alternativo antes de que Turf provocara el efecto de una máquina del tiempo, que transportó a todo el público presente hacia los 90.

Con The Strokes, The Weekend y Duran Duran, el Lollapalooza cerró en gran nivel

El público vibró con las presentaciones de Duran Duran, The Weeknd, Flume y The Strokes. /Martín Bonetto

La organización de un festival de tal despliegue requiere de un centenar de personas que trabajen para la causa. Luego de lo ocurrido a principios de marzo con el recital del Indio Solari en Olavarría, los eventos musicales con gran asistencia del público quedaron en el ojo de la tormenta. Todas las miradas apuntaban a la organización y la seguridad. Durante los dos días se pudo ver un apabullante operativo de seguridad por parte de la policía federal que controlaban las entradas y salidas del predio. Además, se prohibió la venta de bebidas alcohólicas en todos los sectores del festival, se reforzaron los cacheos de mochilas y bolsillos al ingresar y se implementaron videos en todos los escenarios durante la pausa entre un show y el próximo para informar las medidas de seguridad a aplicar en caso de accidente. En cuanto al funcionamiento del Lollapalooza en sí, se destacó la cantidad de voluntarios que año a año se unen al encuentro musical. En esta oportunidad, portaban remeras verdes que permitía identificarlos. “Esta buenísimo venir porque vemos el festival desde adentro. Antes veníamos como público y ahora podemos ver cómo funciona todo”, contaba Juan de 22 años mientras cumplía su turno de enseñar a los asistentes cómo diferenciar la basura entre reciclable y residuo.

 

Un recital a destacar del line up fue la presentación de El Plan de la Mariposa. Con una reminiscencia folklórica y la melodía del violín, generaron una fusión de estilos muy interesante con un color diferente a lo conocido. En esta línea, los grupos que surgieron de la ola Zizek, tuvieron su presencia en el Lollapalooza con los sonidos de Sara Hebe y La Yegros. Al mismo tiempo, comenzaban a aparecer algunas de los favoritos de la jornada como Tegan and Sara y Catfish and The Bottlemen, que reunieron a sus fans adolescentes bajo el sol caluroso de abril.

Pero el segmento local del día, lo cerró Lisandro Aristimuño. El artista que creció en convocatoria en los últimos años, sorprendió con su inclusión en el festival pero le aportó su melodía distintiva a los sonidos de la jornada.

Con The Strokes, The Weekend y Duran Duran, el Lollapalooza cerró en gran nivel

The Weeknd, en el Lollapalooza 2017. /Martín Bonetto

La velada continuo hacia el atardecer para recibir una vez más en el país a Duran Duran. Su gran presentación unió a las generaciones de padres e hijos que luego volvieron a dividirse. Los más teen querían ver al mainstream The Weeknd, para luego virar hacia el escenario alternativo donde se lució la popular Melanie Martinez.

Una vez más, lo más esperado por la mayoría del público llego a las 22. The Strokes, ahora unidos luego de su distanciamiento, volvieron al país para felicidad de sus centenares de fanáticos. Como ocurre hace ya 4 años. Existe una distinción entre la hora de cierre para aquellos que les gusta la electrónica y los que no. En esta edición, Martin Garrix era la figura principal del circuito EDM. Pero el encargado de dar el último grito del día fue Flume, que cerró con éxito la cuarta edición del Lollapalooza local.

Un comentario en “Lollapalooza: Crónica día 2

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s